Diputados 845x117

Miércoles, 16 Noviembre 2022 20:25

¿Desarrollo urbano vs industrial? El desafío de saltar la trampa de las dicotomías

Escrito por Santiago Mac Yntyre

Trabajadores de Vías Navegables, de ese lugar que la mayoría simplificamos como "el puerto de Paraná" –junto a numerosos sindicatos, centrales y organizaciones políticas– claman para que se escuchen sus propuestas frente al plan de desarrollo costero que daría cierre definitivo de una repartición que viene en picada desde el menemismo. ¿Modernización vs industria? Con un proyecto de reactivación del astillero naval integrado al proceso de urbanización aspiran a romper la (falsa) dicotomía.

De la redacción de Río Bravo

"Master plan", "desarrollo urbanístico", "gastronomía", "turismo", son palabras y actividades que hoy, en la capital provincial, aparecen como sinónimos inequívocos de progreso y modernidad, en tiempos de multitudinarias, recurrentes y (hay que admitirlo) exitosas ferias gastronómicas que, integradas al turismo, generan un importante movimiento económico en la capital entrerriana, en contraposición a –según palabras de funcionarios y legisladores– ese "estorbo visual" y esas "chatarras en desuso" que, se quejan, afean la costanera paranaense.

En una ciudad flanqueada por el segundo río más largo de América, que forma parte de una de las principales vías navegables fluviales del mundo, pensar que el desarrollo urbano y económico puede darse en desmedro de una visión y una planificación estratégica en torno al transporte, la industria naval y los estudios relativos al comportamiento de los cursos de agua, no puede ser sino producto del desconocimiento o de viles intereses.

Sin negar esta realidad, pero también evitando entrar en falsas dicotomías, en una ciudad flanqueada por el segundo río más largo de América, que forma parte de una de las principales vías navegables fluviales del mundo, pensar que el desarrollo urbano y económico puede darse en desmedro de una visión y una planificación estratégica en torno al transporte, la industria naval y los estudios relativos al comportamiento de los cursos de agua, no puede ser sino producto del desconocimiento o de viles intereses.

Mientras los países que suelen ser vistos desde el cono sur como modelos de desarrollo hacen de una concepción soberana del transporte, la industria y los recursos estratégicos columnas vertebrales de su desarrollo económico, en Argentina, desde hace 30 años, las seguimos rifando al mejor postor y apelando al paso del tiempo (y a la acción del óxido) para justificar su desguace.

Está claro que hoy, en el actual estado, difícilmente alguien que no conozca la historia, las condiciones y la utilidad de máquinas que aún funcionan, pueda ver en esas chapas amarronadas y galpones arruinados, el potencial industrial de ese predio que para nada es incompatible con el turismo y el desarrollo urbano (basta ver como conviven ambos aspectos en ciudades como Piriápolis o Mar del Plata, sólo algunos ejemplos entre tantos otros).

Sin embargo, cabe preguntarse por qué (y en beneficio de quiénes) se llegó al actual estado de lo que fue una industria pujante, un astillero que según cuentan sus trabajadores y consta en los registros del Distrito Paraná Medio, fabricó unas 200 embarcaciones y reparó miles, sin contar con su papel trascendental en el estudio de las vías navegables, necesario para todos los trabajos que en ellas deben realizarse, o en las actividades de dragado y balizamiento por las que las empresas privadas facturan en dólares y a un valor muy por encima del costo que el mismo trabajo tendría para el Estado.

El uso de los espacios urbanos sin otra perspectiva que la del negocio rápido y altamente rentable, al margen de cualquier proyecto integral de desarrollo como país, ciudad o provincia, no es otra cosa que extractivismo inmobiliario. Bajo ese paradigma, poco valor tendrían esas instalaciones que (funcionando o no) nunca serán negocio para los amigos de la renta.

Mientras los países que suelen ser vistos desde el cono sur como modelos de desarrollo hacen de una concepción soberana del transporte, la industria y los recursos estratégicos columnas vertebrales de su desarrollo económico, en Argentina, desde hace 30 años, las seguimos rifando al mejor postor y apelando al paso del tiempo (y a la acción del óxido) para justificar su desguace.

Hay quienes establecen un paralelo entre esta forma de uso e intervención de las tierras y espacios urbanos con la explotación salvaje de los recursos naturales y materias primas que se exprimen al máximo, con el mayor rédito posible, hasta agotarlos: el extractivismo de los recursos naturales. De Igual manera, dicen, el uso de los espacios urbanos sin otra perspectiva que la del negocio rápido y altamente rentable, al margen de cualquier proyecto integral de desarrollo como país, ciudad o provincia, no es otra cosa que extractivismo inmobiliario. Bajo ese paradigma, poco valor tendrían esas instalaciones que (funcionando o no) nunca serán negocio para los amigos de la renta.

Una batalla contra corriente

Este martes, ante el avance del expediente legislativo en la Cámara de Diputados de la Nación y frente a la circulación de noticias y presiones que apuran la transferencia al municipio del predio hasta hoy perteneciente al Estado nacional, una veintena de organizaciones encabezadas por el Sindicato del Personal de Dragado y Balizamiento, realizaron un acto y un abrazo simbólico al predio que pretenden defender y  en favor de su reactivación.

ActoViasNavegables3

Además del sindicato anfitrión y su centro de jubilados, estuvieron presentes representantes de Aatrac (trabajadores de las comunicaciones), telefónicos,  Unión Ferroviaria, sindicato de la Madera, chóferes oficiales, CTA de los Trabajadores y CTA Autónoma, CGT Regional Paraná, Agrupación Verde y Blanca de ATE, AGMER, SUTEP (espectáculos públicos), AEFIP (empleados de la AFIP), Juventud Sindical, Asamblea Ciudadana, AMET (docentes técnicos), SMATA (mecánicos), UTEDYC (entidades deportivas y civiles) y Asociación Bancaria y del Partido del Trabajo y del Pueblo.

"Un Estado desertor"

El titular del sindicato que nuclea a los trabajadores de Dragado y Balizamiento, Oscar Barbieri habló de la necesidad de una autocrítica por parte de la dirigencia gremial pero pidió hacerse cargo, "fundamentalmente a la dirigencia política" y adjudicó el actual estado de cosas "al abandono y a un Estado desertor de los '90 a la fecha, porque en definitiva, si pretenden avasallarnos, si estamos asediados por parte del municipio y los legisladores es porque ni desde el Ministerio de Transporte ni del Gobierno de la Nación ni desde la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables ha habido en todos estos años una inversión, una señal de reactivación".

Con dos ejemplos, Barbieri comparó la "doble vara" con que se juzga el papel del Estado y de los privados en cuestiones similares: "En esta Argentina paradojal donde para muchos nuestras dragas son fierros viejos, generacionalmente son las mismas que utilizan en el sector privado Sudamericana, Jan De Nul o que están fundamentalmente en Emepa; la empresa nacional que se hace cargo del balizamiento y que prácticamente no ha invertido un peso en estos años".

"Estamos a favor de la puesta en valor, de la urbanización, pero debe ser con contención y desarrollo social que incluya realmente a los trabajadores de vías navegables" (Oscar Barbieri, secretario general del Sindicato del Personal de Dragado y Balizamiento)

Asimismo hizo referencia a las tareas que realizaban con la draga 258 que se encuentra amarrada en Concepción del Uruguay: "Veníamos trabajando en forma eficiente, pero después que se hace el dragado hay que repasarlo constantemente porque el río está en permanente movimiento. Algunos funcionarios nos cuestionaban cómo hacíamos el dragado los del Estado. Hoy lo hace el privado, hay siete millones de dólares para eso, se le paga para hacer el mantenimiento durante el año", graficó.

El también triunviro de la CGT Regional Paraná hizo referencia a que conservar las instalaciones clave es sólo parte de lo necesario para revertir el panorama y reclamó que "los funcionarios nacionales se hagan cargo, que escuchen la voz y las propuestas de nuestro sindicato. Hemos propuesto el cambio de la figura jurídica de la repartición, sea transformándonos en una empresa mixta, o una empresa autárquica, totalmente estatal, porque debe haber una flota testigo en el tema del dragado y balizamiento y en los estudios hidrográficos, como también hemos propuesto desde 2013 el desarrollo de una industria naval en Paraná, acá en este lugar, que tiene todo para ser un astillero".

ActoViasNavegables2

Como parte de las propuestas, Barbieri también hizo referencia a la posibilidad de un polo de desarrollo científico tecnológico, de innovación fluvio-marítima y portuaria, en articulación con la Escuela Técnica en Construcciones Navales N°100 de Puerto Nuevo, que impulsaron en 1989, cuando la recuperación del distrito era una posibilidad mucho más cercana y con objetivos más ambiciosos que en el presente porque partía de una realidad y un nivel de actividad muy superior.

El dirigente apuntó a "la responsabilidad de un gobierno nacional, de un Estado ausente, de funcionarios desertores que se escudaron en la pandemia para no planificar un carajo, y donde el municipio y los gobernantes en vez de hablar de la hidrovía como un tema de desarrollo estratégico, que se contemple el desarrollo de los pueblos ribereños lo único que han hecho es preocuparse por la plata del peaje y se dan por satisfechos con que la Administración General de Puertos (AGP) sea el ente recaudador". Como forma de financiar una posible reactivación Barbieri pidió "que también se preocupen para que un porcentaje de eso que recaudan venga para recuperar nuestra repartición, pero claro, es más fácil ver qué negocio podemos hacer, gastronómico, de boliches bailables, en vez de apostar a la industria naval".

No obstante, señaló que hay márgenes de negociación con las diputadas nacionales Blanca Osuna y Carolina Gaillard y pidió "que se cumpla la palabra empeñada" por la exintendenta de Paraná, cuando dijo en la comisión de Legislación General "que nos quedemos tranquilos los trabajadores y el sindicato de vías navegables porque un sector iba a quedar para nosotros, pero no queremos cualquier sector, queremos parte dentro de la dársena, del espejo de agua, del varadero y conservar algunos talleres como carpintería, mecánica y nuestro edificio principal".

"Estamos a favor de la puesta en valor, de la urbanización, pero debe ser con contención y desarrollo social que incluya realmente a los trabajadores de vías navegables", aclaró y demandó el titular del gremio.

Retamoza: "Se quiere hacer creer a la sociedad que acá nada sirve"

El dirigente del Partido del Trabajo y del Pueblo, Carlos Retamoza contó que luego de una recorrida por la escuela y el distrito, sus talleres y demás instalaciones junto con el diputado nacional del Frente de Todos y dirigente de la Corriente Clasista y Combativa, Juan Carlos Alderete, salieron "asombrados al escuchar la historia de lo que hay acá y para lo que puede servir para el futuro, no sólo de trabajo. Acá, en una época en que estamos discutiendo el cambio climático, hay mejores registros que en el Servicio Meteorológico Nacional de los cambios de temperatura y los por qué".

"Se quiere hacer creer a la sociedad que acá nada sirve y esa fue una política desde las privatizaciones que se ha hecho conscientemente, justamente para que la población sienta que acá es mejor hacer cualquier cosa que reactivar esto que podría generar centenares de puestos de trabajo" (Carlos Retamoza, dirigente del Partido del Trabajo y del Pueblo).

Retamoza expresó que Alderete asumió el compromiso de "jugar para que salga el proyecto que plantean el sindicato y los trabajadores", que implica la preservación de las instalaciones clave para la reactivación como astillero naval (reparación y construcción de embarcaciones) y para seguir cumpliendo las funciones de estudios de las vías navegables y el dragado y balizamiento.

"Se quiere hacer creer a la sociedad que acá nada sirve y esa fue una política desde las privatizaciones que se ha hecho conscientemente, justamente para que la población sienta que acá es mejor hacer cualquier cosa que reactivar esto que podría generar centenares de puestos de trabajo", resaltó.

Asimismo, marcó la contradicción que implica el actual escenario con la inversión de 200 millones de pesos que se hizo en la escuela de la zona, que forma técnicos en construcciones navales, inaugurada en marzo con la presencia del presidente Alberto Fernández: "¿Para qué se invirtieron  200 millones de pesos en esta escuela: ¿Dónde van a ir a trabajar estos pibes?", preguntó retóricamente, y agregó: "Mínimamente el astillero se tiene que reactivar, y no es que no hay demanda".

"Hay material humano, historia, experiencias que pueden servir muchísimo para el desarrollo de otra Argentina que no sólo mire a los barcos que llevan nuestra riqueza", concluyó.

Otras voces

Carlos Martínez, presidente del Centro de Jubilados del sindicato de trabajadores de la repartición confesó: "No es grato para nosotros que se tiren 120 años de historia" y reiteró el pedido a las autoridades y legisladores para "mantener parte de todo esto, para seguir demostrando lo que fuimos y lo que somos capaces de hacer".

A su turno, el dirigente de la agrupación Verde y Blanca de la Asociación Trabajadores del Estado, Luis Gálligo, destacó que "este Ministerio (por la antigua pertenencia de la delegación al desaparecido Ministerio de Obras Públicas) cumplió un rol importantísimo y debe volver a cumplirlo porque necesitamos fortalecer el Estado para liberar la nación, y estos lo que quieren hacer es debilitar al Estado", cuestionó.

Asimismo destacó la confluencia de diversas organizaciones para defender el patrimonio y el rol del Estado: "En el movimiento obrero, cuando las papas queman, más allá de algunas diferencias jugamos juntos".

Por su parte, el secretario adjunto de la Asociación de Empleados Fiscales y de Ingresos Públicos (AEFIP), Darío Marengo, concurrió en representación de su sindicato y la CGT para "defender los puestos de trabajo de la gente de Dragado y Balizamiento y el trabajo genuino que aportan todos los días y tratando de ver la inserción que puedan tener ellos dentro de este proyecto que se está discutiendo".

A su vez planteó como propuesta la posibilidad de la integración de AFIP y Aduana en la zona para ejercer un control del transporte por la hidrovía "porque el contrabando de cereal, de animales, de mercaderías que sale y viene del Paraguay, el narcotráfico, hoy no se controlan".

Publicado en Río Bravo el 16 de noviembre de 2022

Modificado por última vez en Martes, 22 Noviembre 2022 11:23

845x117 Prueba