Martes, 08 Noviembre 2016 00:54

Bordet: Solidaridad sin estadísticas ni presupuesto para la erradicación de la violencia de género en Entre Ríos

Escrito por Paola Robles Duarte

Tras enterarse del doble feminicidio que ocurrió en la noche del sábado en Paraná, el gobernador Gustavo Bordet publicó un mensaje en la red social Facebook. Luego llegaron los episodios de Concordia y el trágico final en Concepción del Uruguay. A pocas horas, la titular de la Subsecretaría de la Mujer reconoce no tener presupuesto ni estadísticas de la provincia.

El suboficial de la Prefectura Naval -delegación Paraná- Orlando Ojeda asesinó, utilizando una pistola 9 milímetros de la repartición, a dos mujeres con las cuales tenía un vínculo sentimental. La primera víctima fue su ex pareja, Miriam Romina Ibarra (35), funcionaria policial del 911, quien vivía en Cortada 538 s/n. Ojeda le provocó la muerte de forma inmediata después de varios disparos.

Al retirarse del lugar, hirió a un vecino, Guillermo Suarez (27), con un disparo en la espalda. Ojeda continuó con su objetivo y llegó a la intersección de calle Medus y Antelo, donde también efectuó varios disparos a su pareja anterior, Norma Milessi (45).

Norma, madre de sus hijos mayores, resultó gravemente lesionada y al ser trasladada al Hospital San Martín falleció por las heridas sufridas. Antes de dispararle, Ojeda habría tenido una fuerte discusión con Milessi, quien no se habría percatado de que su ex pareja contaba con un arma. Asesinó a la ex esposa delante de dos de sus tres hijos.

Al otro día, -durante el mediodía del domingo- en el barrio Benito Legerén de Concordia, un hombre intentó a matar a su ex pareja y a su actual novio con disparos de arma de fuego y luego se suicidó.

El agresor, identificado como Miguel Ángel Rodríguez, alias Tarta (48) disparó contra su ex pareja, Evangelina Moledo (33), asestándole dos balazos. En el ataque también resulto herido el actual novio de la mujer, Luis Walter Chamorro. Todo esto ocurrió en una vivienda ubicada en calle Santiago del Estero casi llegando a Formosa.

Pero a pocas horas la violencia de género se cobraría más vidas entrerrianas con un nuevo femenicidio y tres femenicidios vinculados: en la madrugada del lunes ocurrió el asesinato de cuatro víctimas en Concepción del Uruguay volvió a conmocionar a la provincia, después de un fin de semana con episodios idénticos en Paraná y Concordia.

En esta ocasión un hombre asesinó a puñaladas a su ex pareja, el hombre que convivía con ella y a sus dos hijas menores, de 5 y 7 años. Primero la violencia del asesino fue ejercida de manera verbal, la cual finalmente concluyó en el trágico desenlace que integra la lista de muertes de estos últimos tres días.

Johana Carranza fue asesinada por su ex pareja, Juan Pablo Ledesma, domiciliado en Basavilbaso. También su actual pareja, Carlos Vicente Peralta, de 23 años, y las dos hijas que tenían juntos: Luciana de 5 años y Candela, de 7.

El mensaje del Gobernador Bordet

Horas después del doble feminicidio ejecutado por el prefecto Ojeda, el gobernador Bordet publicó en su perfil de Facebook: “Mi abrazo más fuerte para las familias de Miriam y Lidia victimas de un acto atroz. Nuestro acompañamiento en el dolor. No habrá consuelo y las palabras en estos momentos podrán parecer vacías. Pero no miramos hacia el costado y ratificamos nuestro compromiso de trabajar en todo lo que esté a nuestro alcance para lograr una sociedad más equitativa, integrada y en la que exista plenitud de derechos. El primero: a vivir sin violencia”.

Dadas las circunstancias, cabe preguntarse de que se trata el compromiso, concreto y palpable, enunciado por el gobernador en su texto de Facebook.

Miriam Bianquieri: “Con lo que hacemos no alcanza”

“La forma de transmitir la noticia hace que esto muchas veces sea replicado, es lamentable pero es así. Es como si estos asesinos y violentos se miraran en un espejo y reprodujeran situaciones. Muchas veces las medidas alcanzan y pero otras muchas veces las mujeres no se animan a denunciar porque tienen el convencimiento de que hacerlo no va a dar resultado”, deslizó la titular de la Subsecretaria de la Mujer de Entre Ríos, en diálogo con Beat 99UNO.

Consultada sobre el pedido del colectivo Ni Una Menos y de otras organizaciones sobre la necesidad de que se declare la emergencia nacional contra la violencia sexual y doméstica, dijo: “No está en mis manos la decisión política ya que soy una simple funcionaria de un área, pero acompaño el pedido de la declaración de la emergencia en violencia sexual y doméstica porque es una realidad que necesitamos presupuesto y profesionales comprometidos para intervenir en el abordaje de la problemática porque con lo que hacemos no alcanza”.

Y agregó: “Quienes intervenimos en el tema tenemos que empezar a cambiar la mirada, instituciones y estado; tenemos que apegarnos al uso de la paradigmática ley 26.485 -Ley de Protección Integral de las Mujeres- y dejar de usar la vieja Ley de Violencia Familiar que todavía ubica a la mujer como un objeto dentro de cuatro paredes”.

Consultada sobre la falta de estadísticas oficiales respecto a las muertes de mujeres en manos de hombres y en consecuencia, de los feminicidios vinculados en Entre Ríos. Bianquieri justificó: “La Subsecretaría tiene un mapa de las intervenciones por violencia que hemos hecho en el departamento Paraná: casi 2000 casos durante este año. Quien tiene información provincial es Informática de la Policía de Entre ríos, ya que son quienes registran episodios en toda la provincia”.

Consultada sobre si contaba con esos datos, respondió: “No. No tengo acceso a esa información, y es verdad que necesitamos avanzar en tenerla”.

Sobre el presupuesto destinado por la provincia para el abordaje de la violencia de género, prevención y asistencia a las víctimas, reconoció: “Necesitamos presupuesto, es una realidad. Lo que hacemos es asistir a capacitaciones y acompañar a aquellos Municipios que no tienen creadas áreas específicas”.

Cabe entonces -una vez más- reflexionar sobre las palabras del gobernador. En este contexto: ¿Es un detalle no usar el término femenicidio? ¿Un mensaje que habla de “la violencia” no revictimiza a las víctimas, quienes murieron en manos de hombres que las mataron por su condición de mujeres, porque les pareció que podían, simplemente, hacerlo? Sin diagnóstico, sin la construcción de estadísticas oficiales puestas sobre la mesa en una discusión real sobre políticas públicas con perspectivas de género, sin presupuesto: ¿Cómo se materializa “nuestro compromiso de trabajar en todo lo que esté a nuestro alcance para lograr una sociedad más equitativa, integrada y en la que exista plenitud de derechos. El primero: a vivir sin violencia”?

En una provincia donde la salud y la educación no son prioridad para ningún gobernante, esperemos que la convocatoria de los tres poderes -Justicia, Ejecutivo y Legislativo- avance en la construcción de políticas publicas con perspectiva de genero y no hagan falta más feminicidios -porque así se llama, señor gobernador- para que exista una segunda reunión que articule lo anterior. La urgencia es la emergencia y las mujeres estamos en emergencia, porque nos matan por ser mujeres todos los días y eso no puede esperar.

Publicado por http://www.reporte2820.com/ y reproducido por Río Bravo el 7 de noviembre de 2016.

Modificado por última vez en Martes, 08 Noviembre 2016 01:18